Domingo, Junio 23
Shadow

MÓNICA ERGUETA “Nunca peleo por mí, sino siempre por defender a alguien”

Nombre: Mónica Ergueta Romero.

Fecha y lugar de nacimiento: 17-09-77 La Paz, Bolivia.

Estudios: Hemos casi culminado la carrera de derecho en la Universidad Salesiana y hemos realizado los cursos de diplomacia cultural de los pueblos en la cancillería del Estado Plurinacional de Bolivia.

Estado civil: Concubina (sonríe), muy pronto casada.

¿A qué te dedicas hoy?: Soy artista cultural, gestor cultural, diplomado en culturas y activista de nuestras raíces culturales.

LG: ¿Qué es lo que el público no sabe de ti?

M: Mis miedos, porque nunca los he demostrado.

LG: ¿Cuál es tu mayor virtud?

M: Ser amorosa… dar mucho amor y ser solidaria, una de las dos (sonríe).

LG: Y ¿tu peor defecto?

M: Criticona, súper criticona.

LG: Si volvieras a nacer, ¿qué cambiarías de tu vida?

M: Bueno, antes hubiera cambiado un par de cosas, pero estoy en un momento de mi vida donde creo que todo ha servido y todo conducía a donde estoy, así que nada cambiaría. Estoy conforme con todo lo que soy y además que me van a pasar muchas cosas más.

LG: ¿Qué es lo mejor que han dicho de Mónica Ergueta?

M: Que canto muy bien, que soy una reina (…), que soy (la) Madonna boliviana.

LG: Y ¿lo peor?

M: Que soy peleona.

LG: ¿Qué haces en tu tiempo libre?

M: Me encanta mucho componer y acullicar la hoja de coca sagrada, son dos cosas que amo (hacer).

LG: ¿Con qué animal te identificas y por qué?

M: Definitivamente con un perro bull terrier, por la misma manera de ser que tienen los perros, ¿no?, son animales de un sentimiento de amor imparable, leales a una sola persona. Son súper peleadores cuando se los provoca, pero demasiado amorosos cuando aman.

LG: ¿De qué aspectos o debilidades podrían reírse de ti?

M: De mi habilidad para imitar a las cantantes y los cantantes, se podrían reír, soy muy cómica.

LG: ¿Qué imitaciones te salen mejor?

M: Mi fuerte es Madonna. También imito a Shakira, Mon Laferte, Natalia Lafourcade, del ámbito internacional y de los bolivianos Guísela Santa Cruz, Esther Marisol, Grupo Bolivia, todas. Yo creo que puedo con todo.

LG: ¿Cuál fue la etapa más difícil de tu vida?

M: Aceptar que me enamoré.

LG: Y ¿cuál el mejor momento?

M: Cuando me enamoré (sonríe). Mis hijos son el mejor momento, yo creo, totalmente. Tengo tres: Shary, Fernanda y Reyli.

LG: ¿Una frustración?

M: Quería ser policía.

LG: ¿Un sueño realizado?

M: Ser cantante, ser artista, ser una estrella.

LG: ¿Qué haces cuando reniegas?

M: Directo al golpe… no puedo contener la ira.

LG: Y ¿qué te saca de tus casillas?

M: La injusticia. Soy muy justiciera. Casi nunca peleo por mí, sino siempre por defender a alguien, jamás ataco, nunca he atacado, siempre me he defendido, pero me defiendo súper mal también, re mal.

LG: ¿Cómo te gustaría que te recuerden?

M: Como una mujer sincera, súper espontánea, valiente y soñadora. Eso me gustaría.

LG: Si alguien no te cae, ¿se lo dices de frente?

M: Obvio (sonríe), con la mirada casi y la boca… Yo creo que mi boca corre años luz en mi mirada y en mi pensamiento.

LG: ¿Y eso te ha traído problemas?

M: Sí, muchos, porque decir la verdad es la debilidad de los idiotas.

LG: Si tuvieras una varita mágica, ¿qué harías en este momento?

M: Bueno, traería a mi abuela, de donde quiera que esté, y me convertiría en Madonna.

LG: ¿Una pesadilla?

M: ¿Una pesadilla? El covid, los desastres, el hambre que existe, es una pesadilla actual, de la cual me siento impotente y no quiero pensar en eso porque me hace mucho daño. Nadie puede arreglarlo todo, si una pudiera, sería lindo, pero no se puede, ¿no? y es una pesadilla saber (que hay) niños que no comen en el mundo y animales que sufren.

LG: ¿Una fantasía?

M: Convertirnos en lo mejor que tenga la tierra y vivir en armonía con la naturaleza (…) es mucho sueño, pero ese es mi sueño.

LG: ¿Quién es hoy Mónica Ergueta?

M: Una mujer que ha logrado una parte de sus sueños en el arte y la música, una mujer que se siente parte de una sociedad a la cual le ha dedicado 35 años su vida con música y arte y una mujer que tiene mucho que dar todavía… mucho, mucho que dar.

LG: ¿Qué te dio la música tropical?

M: La música tropical fue mi trampolín a la fama y la música folklórica fue mi triste espera.

LG: Si tendrías que ser otra cantante, ¿quién serias?

M: Mónica Naranjo (sonríe).

LG: De no estar en la música, ¿a qué te dedicarías?

M: A ser gorda porque… ya estoy empezando…. Porque, bueno, en la música una tiene que cuidar la figura, todo eso, no. (Y también) tengo mucha habilidad con las manos para cocinar. El cocinar es una conexión de tu corazón hacia las manos para tratar de satisfacer y hacer degustar con mucho más amor de otra persona hacia tu plato… o sea es una conexión increíble cocinar y dar lo mejor que tienes para que esa otra persona coma. Yo lo veo desde ese punto de vista (…). Además, es una herencia, porque en mi familia son expertos culinarios, desde mi abuelito, que ha sido gerente de Alimentos y Bebidas de empresas muy importantes en La Paz, hasta mi mamá.

LG: ¿Qué representa para ti tu familia?

M: Lo más importante, mi madre, mi padre, para ellos un altar, mi actual familia, mi esposo, mi hijo lo propio. Es lo que ellos me han enseñado, entonces la familia es la base de todo en este mundo, lo más grande.

LG: ¿A quiénes desearías abrazar en este momento?

M: Más allá de que uno quiera abrazar a los que se fueron, yo creo que es más bonito abrazar a los que están aquí, porque no sabes quién puede necesitar realmente un abrazo y como dice la biblia, todo lo que empieza tiene que empezar en casa, por lo que me encantaría abrazar a mis padres, a mi esposo, a mis hijos, siempre, y todo el tiempo lo hacemos. El abrazo es una terapia espiritual… es lo mejor que nos puede pasar.

Vía: EL DIARIO

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *