Domingo, Junio 23
Shadow

¿Aún no conoces Tarija? Aquí te damos 4 poderosas razones para visitar la tierra del vino

La chura Tarija cumplirá 206 años de efeméride departamental este 15 de abril. Si es que aún no conoces a la tierra de los mejores vinos de Bolivia, esta es la ocasión perfecta y, a continuación, te decimos por qué:

1.- La ruta del vino 

Según los reportes de la Asociación Nacional de Productores Vitivinícolas (Anavit), el valle central de Tarija posee 3.200 hectáreas de viñedos, con una capacidad de producir un total 1.214.120 quintales de uva. El 70 por ciento se vende como uva de mesa y el restante se destina a la elaboración de vinos y singanis.

Por ello no es extraño que uno de los paquetes turísticos más demandados sea la ruta del vino, que incluye la visita, recorrido y degustación de productos de al menos una decena de bodegas, entre industriales y artesanales. 

2.- Turismo 

Tarija se destaca por su potencial para la industria sin chimenea, cuenta con diferentes parajes para visitar y recorrer, conocer un poco de historia e incluso, descubrir sus potenciales. 

En la capital chapaca está el Museo Arqueológico y Paleontológico, la bodega Casa Real, la Casa Dorada, la bodega Aranjuez, la Plaza Luis de Fuentes, la bodega Campos de Solana, Casa Real, la Casa Vieja, la plazuela Sucre, los chorros de Marquiri, la Iglesia de San Roque, el Lago de San Jacinto, Parque La Costanera, Mirador de los Sueños, la represa de San Jacinto, San Lorenzo, Tomatitas. 

A ello, se suman para visitar el parque Tariquia, además de la Basílica y Convento de San Francisco. 

3.- Gastronomía 

La gastronomía chapaca tiene un abanico de opciones. Desde las primeras horas de la mañana ofrecen desayunos suculentos. Una buena empanada tucumana, una salteña con su toque especial, una torta chapaca; eso sin contar con un buen saice que cae bien a cualquier hora o quizá una deliciosa ranga. 

Para el almuerzo, las sugerencia se diversifican aún más, entre el picante, los chorizos, un buen chancho al palo, un chivo a la cruz, el churrasco, los cangrejos de agua dulce, los misquinchos, un buen sábalo o dorado frito, entre otros platillos, que acompañados de una buena chicha de uva o un vino cae más que bien. 

Se debe destacar, también, las delicias que tienen en cuanto a postres. Entre estos están las famosas hojarascas, los rosquetes, la empanadas blanqueadas, dulce de membrillo, entre otros. 

4.- Gente 

De acuerdo con la versión de los mismos turistas, la calidez, sencillez y hospitalidad de los tarijeños es otro punto a favor. 

Entonces, ¿qué esperas para visitar la chura Tarija?

Vía: EL DEBER

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *