Sábado, Mayo 18
Shadow

Luz Claros, la exmiss bombera, artista y amante de la aventura

Luz Claros puede pasar de vestir un traje elegante con tacones y corona de miss a ponerse un uniforme de bombera, recogerse el cabello en un moño y atender una emergencia. Su naturaleza es aventurera, quizá es lo que más resalta de esta multifacética reina de belleza y presentadora de televisión, quien siempre desafió los preceptos para seguir sus pasiones. 

Luz fue Reina del Carnaval en 2018. Más tarde se coronó como Miss Cochabamba 2020 y Miss Supranational Bolivia 2021. Su participación en concursos de belleza fue, casi, por azar. Comenta que la gente que la conoce se sorprendió más de que participe en reinados que ahora que es bombera forestal.

“Mi sueño siempre fue ser bombero forestal”, dice Luz. 

Inició su capacitación en el SAR, pero luego pasó al grupo Brigada de Emergencia Atención y Rescate (BEAR), a quienes conoció mediante redes sociales. Su proceso de formación comenzó hace más de un año. Actualmente ya se graduó y está lista para atender emergencias. 

“Siempre fui amante de la naturaleza y quiero estar para ayudar cuando haya incendios o emergencias”, sostiene. 

Asimismo, destaca que las clases que reciben los ayuda a estar preparados para los contratiempos de la vida diaria. 

Luz cuenta que entrena pasado un sábado. Los temas son diversos, desde cómo atender a una persona herida hasta sofocar un incendio. Además, pasa clases certificadas para garantizar su capacitación. 

El uniforme es algo importante en este tipo de instituciones. Claros resalta el respeto que se debe mostrar a través del uso correcto de cada pieza de la vestimenta.  

La vocación de servicio es una parte esencial de la personalidad de Luz, quien participó activamente en varios grupos de voluntarios. 

“Siempre fui muy aventurera. He hecho todo tipo de deportes extremos. Y me gusta aprender. Entonces nunca tuve conflictos de usar tacos y luego estar en alguna situación extrema”, asegura. 

Su etapa de reina y miss es una de las que más recuerda. Al tener una personalidad enfocada más en la actividad física extrema, fue un poco extraño para su entorno que se sume a los certámenes de belleza, pero afirma que aprendió mucho. 

Estos espacios son considerados plataformas para impulsar diferentes tipos de cambios o promover actividades, como el arte, una faceta muy importante para Luz. 

“La corona es una gran responsabilidad y la idea es dar a conocer las diferentes facetas que las chicas tenemos y que no se conocen porque piensan que las chicas son solo modelos”, afirma Luz. 

Recuerda que en principio fue complicado, pero supo adaptarse y destacar a nivel nacional e internacional, como la vez que quedó en el top 10 del Miss Tourism International en 2021.

Esa habilidad para buscar nuevas oportunidades la llevó a la televisión. Al volver de Polinia, donde participó en el Miss Supranational, luego de tomar un descanso, fue invitada a hacer un casting en la red ATB. 

“Ni me imaginaba trabajar en la tele”, indica. Así que con más dudas que certezas, fue a probarse y quedó seleccionada para dar las noticias. 

De aquello ya pasó un año y medio. En ese tiempo, Luz fue preparándose para mejorar sus aptitudes frente a la cámara y, sobre todo, fortaleció su compromiso para informar. Esto la motivó a decidir estudiar Comunicación Social el próximo año. Ya tiene una licenciatura en Diseño de Interiores y Paisajismo. 

Antes de la televisión, de los reinados y de ser bombera, Luz era artista plástico. La pintura es algo fundamental en su vida y su manera más honesta y profunda de expresarse. 

Comenzó a pintar sus cuadros siendo adolescente. De hecho, desde que era niña le gustaba pintar y dibujar. Su primera obra es una pintura de Bob Marley. 

Poco a poco fue sacando sus cuadros a la venta y haciéndose un nombre en este rubro. Uno de los pintores que más admira es Mamani Mamani. 

Claros cuestiona la falta de apoyo y la falta de valor que le da la sociedad a los artistas nacionales. 

“A veces no ven la diferencia de un cuadro pintado a mano, exclusivo”, dice.

EL ADIÓS A LOS CONCURSOS Y LA BIENVENIDA A LA TELEVISIÓN

Con su participación en el Miss Supranational en Polonia, Luz se despidió de los reinados. Y, poco a poco, del modelaje. Asegura que está enfocada en sus nuevas metas de estudio y profesión. 

“Siento que todo en la vida son etapas”, comenta. 

Luz habla abiertamente de la salud mental. Es una problemática en la que trabaja y cree que se debe tomar más consciencia. “La gente cree que, por ser miss, ya tenemos toda la vida arreglada, dinero de sobra”, afirma. 

Su etapa como miss le sirvió para darse cuenta del apoyo que recibía de algunas personas y que es importante priorizar la salud. 

Recuerda que, debido al estrés del concurso, comenzó a tener taquicardia, le salían sarpullidos en el cuerpo y otras manifestaciones más. Luego de hacerse estudios médicos descubrió que no tenía nada físico concreto, sino que todo estaba provocado por el exceso de presión y ansiedad que sentía en ese entonces. 

“No creía mucho en la terapia, pero ir me cambió la vida”, asevera. 

Como parte de su compromiso con la salud mental, durante la pandemia dio clases de arteterapia, ya sea de manera virtual o en el Pabellón de Niños Quemados. 

 “El arte es mi forma de expresarme, de encontrar mi paz”, afirma. 

El apoyo de su familia ha sido uno de los pilares a lo largo de su carrera. Disfruta pasar tiempo con ellos, jugar juegos de mesa y fortalecer la relación. “Mi mamá es mi fan número uno. Siempre está en todas mis actividades apoyándome en todo. Al igual que mis hermanos y mi papá”, cuenta. 

A los 28 años, Luz quiere aprovechar su tiempo al máximo para formarse, aprender nuevas cosas y seguir creciendo a nivel personal y profesional.

Con la facilidad con la que se alista cada mañana para presentar las noticias y luego se pone su traje de bombera, ahora quiere escalar el cerro Huayna Potosí. Luz no para y busca seguir brillando.  

Via: Opinión

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *